7 de octubre de 2017
Comentarios

En esta nota

La policía danesa encontró la cabeza y las piernas de la periodista sueca Kim Wall

Buzos hallaron una bolsa con un cuchillo y ropa, y otra con la cabeza y las piernas, a las que se les habían añadido trozos de metal para aumentar el peso y evitar que flotaran.

Kim Wall.

COPENHAGUE.- La policía danesa encontró hoy en la bahía de Køge, al sur de Copenhague, la cabeza y las piernas de la periodista sueca Kim Wall quien había desaparecido hace dos meses cuando entrevistaba en su submarino al inventor danés Peter Madsen.

Buzos de la Marina danesa informaron que hallaron una bolsa con un cuchillo y la ropa de Wall, y otra con la cabeza y las piernas, a las que se les habían añadido trozos de metal para aumentar el peso y evitar que flotaran.

El jefe de la investigación, Jens Møller Jensen, informó en rueda de prensa que no encontraron fracturas en el cráneo y que los trozos del cadáver presentan heridas menores, según reportó la agencia EFE.

Los forenses realizarán ahora una autopsia de todos los fragmentos disponibles del cadáver -los brazos aún no fueron hallados- para tratar de establecer la causa de la muerte, aún desconocida.

El torso de Wall apareció en el Báltico a finales de agosto, casi dos semanas después de haber sido vista por última vez a bordo del Nautilus, el submarino de fabricación casera en el que iba a entrevistar a Madsen, de 46 años, quien permanece en prisión preventiva desde el 11 de agosto como sospechoso de homicidio y trato indecente de un cadáver.

El inventor, al que se le renovó la prisión hace cuatro días, modificó su declaración inicial y aseguró que Wall falleció en el interior de la nave al caerle de forma accidental la escotilla y que después de navegar sin rumbo y pensando en el suicidio varias horas, arrojó el cadáver por la borda, entero y con ropa.

Madsen sostuvo inicialmente haber desembarcado a la reportera unas horas después del inicio del viaje y que la nave zozobró debido a una falla, aunque luego cambió su declaración y se supo que el hundimiento del submarino fue intencional.

La investigación policial concluyó que el cuerpo fue cortado de forma deliberada, que el torso llevaba tubos de metal fijados y que presentaba heridas para extraer el aire de su interior para que se hundiese y no saliera a la superficie.

La hipótesis con la que trabajan las autoridades es que en las cuatro horas que el submarino estuvo sumergido en el Báltico la noche del crimen, Madsen descuartizó el cuerpo y se deshizo de él.

Wall desapareció el jueves 10 de agosto luego de haber abordado el Nautilus, que fue visto de nuevo al día siguiente en la bahía de Køge, donde el inventor fue rescatado antes de hundirse la nave.

En la última vista ante los tribunales, la fiscalía reveló que el torso de Wall presentaba 14 puñaladas en la zona del abdomen y que en la computadora de Madsen había vídeos de mujeres ejecutadas y torturadas, que él asegura no son de su propiedad.

“Cohete” Madsen, como lo llama la prensa danesa, es conocido por sus diseños de submarinos y por ser el cofundador de la firma Copenhagen Suborbitals, creada en 2008 con el objetivo de lanzar al espacio monoplazas tripulados, y que ya había logrado despegar con éxito cohetes experimentales sin personas a bordo.

Subir