25 de julio de 2017
Comentarios

Mariu contundente: “Lo importante es Cambiemos y no el partido vecinalista del intendente”

por Gerardo Gómez Muñoz

Mientras Carlos Arroyo sigue con sus chuscadas de trasnoches como aquella de que va a salir a encabezar la campaña electoral o las más nueva de que va a ganar la elección por el doble, la gobernadora va aumentando el rigor.

Primero fueron los comentarios “tete a tete” en el despacho gubernamental y comprobado que el hombre con su aire sonámbulo no atendía razones, pasó a los hechos. Primero fue el acto en la Ferroautomotora, ni siquiera el palco y ni soñar con las fotos para ratificar el ninguneo y algo más duro que soportaron el hijo y el yerno que -testimoniando el desvergonzado dispendio de sueldos en su entorno familiar- envió a La Plata para debatir la lista de candidatos.

Fueron actitudes como para poner en sintonía de una buena vez a quien creía que la gobernadora era una esfinge sonriente. Como si le sobrara margen, respondió con solapadas bravatas y algunas actitudes de “aquí mando yo”, hasta exigió renuncias de “los infieles”.

Pero María Eugenia intensificó los latigazos verbales. Puntualizó que no está de acuerdo con la gestión de Arroyo y éste como si no le bastaran los errores propios tuvo que cargar con un casi habitué a los desatinos, su secretario de Salud, Gustavo Blanco. Gracias a él Mar del Plata y la gestión del intendente ocuparon, por varios días, títulos en la prensa nacional. Solamente la cultivada insolencia de Blanco que a cada rato salta con aires de pesado del barrio que a su modo quiere cortar la discusión o la obligación de dar explicaciones, puede tener la ocurrencia de decir lo irrepetible que dijo sobre la muerte de una persona en situación de calle.

La cuestión que ameritaba un inmediato pedido de renuncia motivó una dura pero acertada reacción de María Eugenia Vidal que, además, públicamente, hizo saber que esperaba las medidas que tomara Arroyo. Salió, el funcionario del trance abochornado por fin y con poco margen para un futuro que debe mostrar nuevas actitudes no sólo de prudencia sino de mayor servicio y compromiso con la comunidad, con una nota de pedido de disculpas a la jefa del gobierno provincial y al municipal. Daba cuenta, además de una visita realizada a la mujer agraviada, menospreciada y comparada, en su desventura personal y sanitaria, con un perrito.

La situación dio pie, en esta seguidilla del último mes a que María Eugenia demostrara con la energía necesaria que los afectos se terminaron y que la gestión y sus modos, deben cambiar y sin demoras. El presuntuoso Arroyo y su incomprensible soberbia fueron una vez más arrinconados, este sábado, en la visita de Vidal y de Lilita Carrió…, nada de fotos, ni siquiera Vilma Baragiola que solía decir soy la candidata de Arroyo, dejó de entender que “Cambiemos es lo que interesa y no el partido vecinalista del intendente”, como se le oyó decir a la enérgica mandataria frente a las ínfulas del admirador de Rommel, fracasado en su reciente intento de tomar Normandía.

Maxi, campaña al hombro

Este espacio había anticipado que el diputado Maxi Abad fue designado por la gobernadora como jefe de campaña de Cambiemos en la 5a. para que se entienda que ella era la conductora política provincial y por tanto y para cortar las fatuidades de Arroyo, también designaba los jefes seccionales.

El viernes por la noche en Mar del Plata el ministro jefe de Gabinete, Federico Salvai, conductor de la campaña provincial, reunió en una cena a Abad y a una nutrida delegación de integrantes del equipo de trabajo. Es interesante la nómina porque permite atar cabos respecto de la interna. Estuvieron Vilma Baragiola, Nico Maiorano, Tato Serebrinsky, Juan Aicega, Guillermo Castello y Lucas Fiorini. No hay en el listado, cómo queda claro, ningún representante del “partido vecinalista del intendente”. Cosa que pareciera rara si no fuese que se quiere dejar en claro que terminó el “afectus societatis”, debido a la pérdida de confianza de uno de los socios.

Para colmo el tal vez único puente real para Arroyo, hacia los poderes centrales, acaba de perderse con el fallecimiento de Gerónimo “el Momo” Venegas. En materia de delirios a lo mejor algún alucinado piense que Suso Porrúa, oportuno puente para otros encuentros políticos, le pueda servir al hombre que da pena perdido en las costas normandinas, pero no viene al caso.

Por otra parte la mención de Fiorini en la cena indica que está plenamente integrado el Crear con identidad propia dentro de la alianza gobernante y que su candidatura a senador no es sólo una consideración personal. Tiene misión propia, afiatar la campaña en la Quinta. Cambiemos hace cuentas y se restrega las manos porque dicen que la mayoría y el tercer senador son tangibles. Por eso el viernes se lo vio en la Fiesta Nacional del Postre de Balcarce.

De paso hay que señalar que el ministro Joaquín de la Torre sigue con su actividad política y de enlace -“partime”- en Mar del Plata. Precisamente el viernes se lo vio en La Serena, acompañado de Fiorini, cerrando la campaña de registración de identidad de menores que se venía realizando en diversos barrios, a través de la cual se logró el documento de identidad para 100 chicos, los que fueron entregados en esa oportunidad.

Buscando la “pata peronista”

Algo debe “oler mal en Dinamarca” y también en la discriminatoria Unidad Ciudadana que pergeñó, con sangre fría y alto riesgo electoral, Fernanda Raverta. Al menos esa sospecha crea la inquietud manifestada por ciertos referentes de Daniel Rodríguez que copiando la visión política del fallecido “Momo” Venegas que creó la pata peronista para ofrendarla al proyecto neoliberal de su admirado Mauricio Macri.

En realidad lo que preocupa a los seguidores del siempre peronista Rodríguez es que muchos “perucas” de toda la vida han comenzado a expresar su descontento por la ausencia de representantes de compañeros de siempre en la lista que la sonriente diputada dibujó entre los suyos, creando “una grieta” insalvable, entre una y otra generación y una concepción del peronismo de siempre y otra que lo relega e ignora.

La aparición de la lista de Aldo Albarracín, proscripta por Raverta y sus brigada, salvada por la Justicia, pone en serio riesgo, dicen preocupados peronistas de todos los tiempos, el tercer puesto del jefe de los concejales. Y “sotto voce” manifiestan el temor por las tijeras vengadoras que en alguna ocasión y en defensa propia, ellos mismos blandieron y, otros más doctrinarios a la usanza de la misma sonriente y feliz diputada, mencionan una parrafada brillante de la siempre certera Cristina en el Roxy “no vengo a pedirle que me voten a mí ni a los candidatos que están aquí atrás, voten en defensa propia”. Obviamente que las tijeras pueden seleccionar el tajo y hasta ahora no se oyó ni una sola voz que se alce contra ella.

Para congelar sonrisas

Las horas próximas pueden congelar las sesudas explicaciones y las sonrisas fáciles y sobradoras de quienes creen que la “proscripción” fue el triunfo inapelable de la interna. Albarracín fue el claro mentís, otros podrían haber apelado como él y no lo hicieron. En el a veces ominoso “off the record”, algunos manifiestan que hubo aprietes descomunales y se podría conceder que, a veces “el miedo no es tonto” y sí que a veces hay que planificar la reacción.

Bajo siete llaves se guarda un secreto que, por ahora no tiene ni siquiera la entidad de versión como para largarla a correr y que en todo caso la desmientan ellos. Pero la cuestión, ni en lo más mínimo, va a afectar ni la figura ni el voto a Cristina y nacería como vía de escape a muchos que han hecho llegar la inquietud habida cuenta de que en la lista local un peronista como Daniel Sosa y el Movimiento Mar del Plata, Puerto y Región y en Acción Marplatense hubo afinidad y sociedad con el gobierno de Néstor y Cristina…

Todo puede ser. Hay quienes arguyen que con el Frente Renovador de Sergio Massa, nada porque nos ataca, así que Ariel Ciano no goza de buena posibilidad de parte de las tijeras vengadoras. Pero, también hay gente de otros diversos partidos que antes de votar a un neoliberal nato como Esteban Bullrich, manifiestan simpatía y hasta agradecimiento hacia Cristina por temas como la jubilación, el trabajo, las becas estudiantiles y otros.

El Puerto a la cancha

El intenso trabajo que desde hace más de un año viene ejecutando el ex concejal Daniel Sosa, a través de la creación, junto a un nutrido grupo de militantes, de “Mar del Plata, Puerto y Región” o MPR, se plasmó en una lista vecinal que presentada en el repleto teatro del Smata. Confluyeron allí, sin acarreo de gente ni convites referentes y dirigentes de diversos sectores. El del SOMU, Eduardo Manno, Miguel Otalepo de Mercantiles, Martín Paci, Carlos Theiller y “Mosca” Arista de Smata, Carlos Sepúlveda del SUPA y de las cooperativas pesqueras, Federico García Krautch de “Perón Batán”, Paola Tournout de la Cooperativa “Nueva Esperanza”, Dani Cirone de la Agrupación Taxistas y representantes de diversas barriadas. Los oradores dejaron en claro a lo que aspiran sus candidatos a concejales.

Tienen como premisa que bregarán por el trabajo y la pesca, los barrios y sus necesidades en orden a la mejoría de la calidad de vida. En ese marco en los últimos días estuvieron reunidos con vecinos de Las Heras, otra en Libertad y ayer Sosa, Sepúlveda y Pablo Migliore lograron en plena mañana de un día laboral, en Colón y 236 reunir a 10 personas, provenientes de varios barrios de la zona.

A su vez, Aldo Albarracín, días pasados presentó su lista y está en una cruzada que, además de levantar las banderas de las cooperativas del trabajo y de los infinitos problemas barriales, incluyó visitas a diversos medios radiales en tren proselitista.

Por su parte Unidad Ciudadana, a través de su agrupación “Adobe” llevó una carga de alimentos para uno de los comedores que, habitualmente ayuda, con 100 niños asistentes. El sábado otro de sus grupos militantes se presentó en el local de Unidad Ciudadana de Batán para realizar allí la habitual reunión semanal del sector que lidera Fernanda Raverta que junto a diversos candidatos de su lista presidió el encuentro.

Ciano al mango

El Frente Renovador viene trabajando en jornadas forzadas, jugándose el resto para ubicarse ventajosamente en los comicios del 13 de agosto. El trío que hace el gasto se integra con Juan Curutchet que juega en la 5a. una partida dura con Cambiemos que busca ganar 3 plazas. Por su parte Ariel Ciano no sólo brinda su imagen en los muros de las grandes avenidas sino que se multiplica en recorridas por diversos barrios y entidades deportivas, sociales y empresarias. Y por su parte Mercedes Morro se ocupa, principalmente, de los contactos sindicales y del acompañamiento a los centros de jubilados.

El esfuerzo es correspondido por la conducción nacional que a través de Massa, Mirta Tundis, Graciela Camaño, el vasco Mendiguren y sus frecuentes visitas. El asunto es que la realidad apunta a que el pleito por el reparto de concejales, sería entre tres o cuatro listas.

Artime muy tranquilo

Sin preocuparse por si hay o no encuestas atendibles, Marcelo Artime se pasa la vida entre reuniones con visitas a los barrios, a comerciantes doloridos y a cuanta radio encuentra a su paso. Allí no sólo habla de las propuestas de Acción Marplatense sino que se toma un resuello para entrar a darle fuerte y preciso a la gestión de Arroyo, lo que hace mal como no continuar con las obras de los centros deportivos, la atención de las calles en los barrios, los basurales. Y, por supuesto, le es imposible soslayar los dislates del secretario de la Salud.

Ahora cuenta con el aporte de Gustavo Pulti que acude a las redes sociales para aportar argumentos que recuerden el aporte de 8 años de gobierno “para tener en pie a Mar del Plata”. Es notable y de destacar la confianza con que trabajan ambos ignorando la oposición de la lista de Juan Rey que acaba de subestimar su propio aporte diciendo que él trabaja para la intendencia de Santiago Bonifatti, cuando muchos marplatenses creían que venía para trabajar para los vecinos.

Desembarcó Ishii

Anoche en la sede del Sindicato de Guardavidas se lanzó la candidatura de su secretario general Néstor Nardone con la lista “Lealtad y Dignidad” del Partido Justicialista. No asistió Mario Ishii, pero sí estuvieron Gastón Yañez y Fernando Burlando, candidatos a senador nacional y a diputado nacional respectivamente. Varios centenares de asistentes testimoniaron las expectativas despertadas por este sector. Cabe destacar que también fue legitimada otra lista en el espacio de Ishii, la lidera Alicia Ledesma.

Subir