28 de October de 2012

Vivir en la Antártida, según Juan Manuel Barragán

"Me siento privilegiado" aseguró el marplatense -jefe científico de la base Marambio- que, en su tiempo libre se dedica a compartir, a través de Twitter, las mejores imágenes del continente blanco. Ya tiene casi 10 mil seguidores.

Juan Manuel Barragán en la base Marambio.

Hermosas imagenes de la Antártida llegan, casi en tiempo real, a personas de todo el mundo gracias a Juan Manuel Barragán, que las difunde vía Twitter.

Barragán, marplatense, de 27 años, técnico electrónico, estudiante de 3º de Ingeniería Electrónica en la Universidad Tecnológica Nacional Facultad Regional Buenos Aires, actualmente es una de las 44 personas que forman la Dotación XLIII en la base Marambio. Allí se desempeña como jefe científico, en el laboratorio que mide la capa de ozono y, en su tiempo libre, se dedica a una de sus pasiones, la fotografía. Y se le ocurrió la gran idea de compartirlas con todo aquel que quiera verlas a través de una de las más famosas redes sociales. Anoche, estaba por llegar a los 10.000 seguidores. "Me siento un privilegiado" aseguró Juan Manuel a LA CAPITAL, en una extensa y amena entrevista en la que contó como es la experiencia de pasar un año en la Antártida.

Llegó a Marambio el 23 de diciembre del año pasado y permanecerá hasta enero. En estos días, está renovando la dotación, por lo que pasará a ser uno de los habitantes más antiguos de la base.

- ¿Cómo se te ocurrió ir a trabajar a la Antártida?

- En el 2009 tuve la posibilidad de venir a base Marambio 3 días como fotógrafo, me gustó tanto que me dieron ganas de volver. Inclusive antes de subirme al Hércules para retornar al continente, ya venía pensando en que iba a volver, no sabía ni cómo, ni cuándo, ni de qué forma, pero sí que iba a volver.

- ¿Cómo fue el proceso para llegar?

- Me postule en el Instituto Antártico Argentino www.dna.gov.ar/DIVULGAC/CLAB13.HTM para la Campaña Antártica de Invierno 2012. Primero nos toman un examen de electrónica y otro de informática. De allí se obtiene un orden de mérito y las primeras 15 personas continúan a la siguiente etapa, que consiste en entrevistas psicológicas, si uno supera esa etapa, la última es el examen médico para chequear que uno esté sano. (No me saqué el apéndice, ya no es necesario, es algo que muchos me preguntan). Finalmente en Junio 2011 me confirmaron que era el jefe del laboratorio de base Marambio. En total son 10 puestos que hay que cubrir en 5 laboratorios de las 6 bases permanentes. Nos postulamos unas 30 personas en total.

- ¿Cómo es un día típico en la base?

- A las 8 de la mañana tenemos una reunión de operaciones con las tareas del día a realizar, entre ellas las específicas de cada uno en su trabajo y también las tareas comunitarias necesarias para mantener operativa la Base.

Luego de la reunión voy al laboratorio a controlar que esté todo en orden, tanto los instrumentos como la temperatura y humedad del lugar. Al mediodía se almuerza, siesta, a la tarde vuelvo al laboratorio a compilar y enviar los datos del día y luego la cena. Después de la cena, hay días que jugamos al truco, ping pong, pool o vemos películas.

- Y ven graduados, según los tweets.

- ¡Sí, me encanta! Lo veo todos los días.

- ¿Cuál es tu función en la base?

- Soy el jefe científico. Estoy a cargo del Laboratorio Antártico Multidisciplinario Marambio (Lambi) perteneciente al Instituto Antártico Argentino, en el cual nos dedicamos exclusivamente a medir la capa de ozono. Para tal fin operamos 4 instrumentos (3 espectrofotómetros y 1 radiómetro UV). Nuestra labor es garantizar que dichos instrumentos estén operativos las 24 horas los 366 días del año.

- ¿Cómo está la situación de la capa de ozono?

- Las estadísticas dicen que dentro de unos 50 años la capa de ozono va a retornar a su valor normal. Está mal decir que hay un agujero en la capa de ozono, lo que existe es un debilitamiento en la capa, es decir que está más fina de lo que debería ser.

- ¿Cómo manejan el tema de los residuos, la protección ambiental?

- Todos los residuos se clasifican según 4 grupos, entre papeles, plásticos, residuos peligrosos e inertes. Toda la basura que generamos en la Antártida se lleva al continente. Ningún tipo de basura queda aquí.

- ¿Cómo es la camaradería en la base?

- Es muy buena, eso es algo que se trata siempre de promover.

- ¿Y la comida?

- ¡Excelente! Tenemos dos cocineros que hacen maravillas.

- Entre las tareas comunitarias, ¿cuál es la que menos te gusta y por qué?

- La limpieza de las pasarelas cuando se llenan de nieve, porque es una tarea que se debe hacer a pico, pala y pulmón. Las pasarelas se suelen llenar de nieve y se forman paredes de 2 metros de nieve.

- ¿Qué momentos son los qué más disfrutás allí?

- Cuando viene el Hércules, es muy lindo sentir que a pesar de la distancia y el clima extremo, estamos conectados con el continente. También disfruto mucho las noches en que está el cielo despejado y no hay viento, así puedo salir a ver y fotografiar la luna y las estrellas.

- ¿Cómo te va con el clima?

- Uno se adapta a todo. El problema no es el frío, lo que molesta es el viento. El sábado tuvimos temporal con vientos de 100 km/h. ¡Eso sí que molesta!

- ¿Y la época en la que prácticamente no había horas de luz solar?

- El 21 de junio el día duró 3 horas y 2 minutos, es raro estar a las 14.30 con noche cerrada. Pero también, aunque no parezca uno se puede adaptar a todo.

- ¿Qué es lo que más te gusta de estar allí?

- El paisaje y la tranquilidad.

- ¿Qué es lo que más extrañas de estar en tu lugar habitual de residencia?

- A mi familia, a mis amigos y comer sushi.

- ¿Cómo se te ocurrió la idea de mantener ese contacto permanente compartiendo fotos de la Antártida en redes sociales?

- Tenía mi cuenta de Twitter @acuarianojm hace 1 año y medio, aunque no le daba mucho uso. Un día a la tarde, aquí en Base Marambio, que estaba aburrido, me conecté en la cuenta de Twitter y empecé a twittear desde #BaseMarambio, realmente me sorprendió la buena aceptación de toda la gente. Así fue el inicio.

- ¿Pensabas que iba a tener tanto éxito?

- No lo hice pensando en ningún fin en particular. Simplemente mi idea comenzó con difundir nuestra actividad aquí en la Antártida, así es actualmente y lo será siempre.

- ¿Te gustaría repetir la experiencia?

- Dentro de un par de años luego de recibirme de ingeniero tengo ganas de invernar en la base Belgrano 2, es la más austral de todas ya que se encuentra a 1.690 km. más al sur de base Marambio.

Subir