La Capital - Logo

× El País El Mundo Cultura Tecnología Gastronomía Salud Interés General La Ciudad Deportes Arte y Espectáculos Policiales Cartelera Fotos de Familia Clasificados Fúnebres
Tecnología 16 de junio de 2020

App marplatense ganó una competencia tecnológica, educativa y nacional

Un grupo de jóvenes desarrolló una aplicación que garantiza la continuidad pedagógica de los alumnos en situación de vulnerabilidad.

¿Cómo podemos ayudar a mejorar la continuidad pedagógica en pleno aislamiento social, preventivo y obligatorio? “Hagamos una aplicación bien federal a la que puedan acceder todos los alumnos del país”, coincidieron seis jóvenes estudiantes -en su mayoría marplatenses- que presentaron la app “Integrar” en una competencia tecnológica, educativa nacional y obtuvieron el primer puesto por su desarrollo.

“Integrar” es una creación con identidad marplatense. De los seis ganadores, cinco nacieron en Mar del Plata. El restante, en Tigre. Todos son amigos y emprendedores natos. Se conocieron en el colegio secundario y desde chicos comparten la pasión por la tecnología y la innovación como medio para generar un cambio en la sociedad.

Por recomendación de una vieja profesora de la etapa escolar, el grupo de trabajo integrado por Aaron Quiroga, Joaquín Pintar, Nicolás Mastakas, Lautaro Astorino, Joaquín Quiroga y Mateo Pizzolo decidió presentarse en la Hackatón Virtual de Datos Educativos 2020.

La maratón online, que realiza todos los años la organización Argentinos por la Educación, consiste en que diferentes equipos presenten su investigación vinculada al mundo de los datos y de la educación. Para esta edición hubo más de 500 inscriptos, alrededor de 70 grupos de todas las provincias y tuvo la particularidad de que se dio en medio de la cuarentena por el coronavirus.

Luego de realizar una profunda investigación de campo y entrevistar a docentes, padres y alumnos de escuelas urbanas, “The Site” -así se bautizaron- observó la desigualdad que existe para conectarse a internet en el ámbito educativo, la falta de integración en los sistemas y que los chicos se sienten cada vez más aislados y preocupados.

“A partir de estos datos desarrollamos Integrar, la app que democratiza el acceso a la educación en Argentina”, dijo Joaquín Pintar (21) en diálogo con LA CAPITAL pocas horas después de haber obtenido el primer puesto en la maratón.

Puntualmente, la aplicación garantiza la continuidad pedagógica a través de la transmisión de información por Whatsapp. Al mismo tiempo, promueve la interacción entre los estudiantes mediante un sistema de mentoría, clubes y eventos con el fin de recuperar la dimensión social del aprendizaje. “Se actualiza a través de WhatsApp o por Bluetooth”, especificó Pintar.

En cuanto al proceso de trabajo, explicó que “fue todo virtual”. “Duró una semana y fue muy intenso”, agregó. Y enseguida detalló: “hacíamos videollamadas todos los días por medio de diferentes plataformas. La aplicación la presentamos al jurado por medio de Google Drive e hicimos un video que explica el proyecto”.

Por su parte, Pintar dijo que actualmente se encuentran en un proyecto que busca generar la primera fraternidad de estudiantes emprendedores de la Argentina.

El trabajo fue incluido dentro de uno de los cinco desafíos propuestos por el Hackatón. En este caso, “Integrar” compitió en la categoría “Desarrollo: ¿Cómo se puede ayudar a mejorar la continuidad pedagógica?” y obtuvo el mayor galardón de toda la competencia.

En respuesta al interrogante planteado por los organizadores, el capitán del equipo Joaquín Quiroga, deslizó que: “la diversidad es un factor fundamental. Venimos de contextos y formaciones diferentes, lo que nos permite analizar los problemas desde varias perspectivas. Por eso, cuando pensamos en la transformación de la educación no debemos caer en el debate entre inclusión social y progreso tecnológico”.

“La tecnología posee un enorme potencial transformador que debemos aprovechar creativamente para el beneficio de la sociedad. Es importante escuchar todas las voces y fomentar la participación de las personas en la construcción de las soluciones. Solo así podremos democratizar el acceso al conocimiento y lograr una sociedad más equitativa”, cerró.