24 de January de 2012

Hace casi 60 años se terminaba de construir Chapadmalal

11:17 | Desde la llegada de la Presidenta Cristina Fernández de Kirchner a Chapadmalal, localidad situada a casi 30 kilómetros de Mar del Plata, sobre el camino que conduce a Miramar, el complejo turístico inaugurado hace casi 60 años se convirtió en el lugar predilecto de los curiosos.

Imagen de Chapadmalal.

La obra, cuya construcción se inicio en 1947 en un gigantesco predio ubicado frente al mar, consta, además de la residencia presidencial, de una serie de pintorescos y sólidos edificios construidos en el marco del "Primer Plan Quinquenal" del gobierno de Juan Perón 1947/1952.

El primer pabellón quedó habilitado parcialmente en febrero del 47 y llamó la atención por su construcción moderna y cálida. Eran tiempos en los que brillaban las obras del arquitecto Alejandro Bustillo. Eran tiempos de construcciones impactantes como el edificio Rambla Casino y el Hotel Provincial, que terminaron de darle una toque distintivo a Mar del Plata.

Chapadmalal significa "entre arroyos" en idioma aborigen y su ocupación territorial se remonta a los primeros años del siglo XX, cuando el ferrocarril produjo su ingreso a la región oceánica. La empresa Ferrocarril Sud emplazó la estación en 1910, casi 40 años antes de la impactante obra del primer peronismo.

Por aquel entonces, cada dos semanas desde el área de la Acción Social y la Fundación "Eva Perón" contingentes de 4.000 personas, en su mayoría niños y jóvenes, poblaban las flamantes instalaciones pensadas para los hijos de los obreros, según la prédica del primer gobierno peronista.

Algunos datos fueron tomados de varios historiadores marplatenses: La profesora Elisa Pastoriza y el ensayista y escritor Fernando Fagnani, uno de los apellidos célebres de la ciudad "Feliz", así bautizada por el periodista Enrique De Thomas en el verano de 1960.

"En 1951 la actividad y complejidad del campamento era asombrosa, escribió Fagnani en el libro "Mar de Plata, la ciudad más querida", editado hace una década. Por día, cuenta Fagnani, se elaboraban 2.700 kilos de pan en panadería propia". Y agrega: "Se faenaban 18 vacas y extraían 3.200 litros de leche".

"Entre el 47 y 1952 se inauguraron a razón de uno por año distintos edificios con salones y todos los juegos, entretenimientos cerrados y al aire libre, junto al mar", explicó la profesora Pastoriza en su compilación "La conquista de las vacaciones".

La Fundación "Eva Perón" y la CGT "tenían la llave mágica" en relación a los sindicatos y los miles de trabajadores anotados para veranear en la costa atlántica a escasos kilómetros de Mar del Plata y también de Miramar. A pleno confort y en condiciones privilegiadas: llevando a sus hijos a conocer el mar con alojamiento pago.

Los diarios de la época recuerdan palabras del Presidente de la Nación en inauguración de la primera parte del complejo turístico. Allí, Juan Perón insistía en "la necesidad de una verdadera justicia social a partir del turismo social".

Recordó que en enero del 45, a instancias suya y de su equipo y con firma del presidente Edelmiro J.Farrell, "se promulgó el derecho de las vacaciones anuales, 15 días, pagas y el aguinaldo para todos los obreros y empleados de la República Argentina".

"No debe ser un privilegio de los pudientes -al referirse a las vacaciones y veraneos en la costa- cuando se trata de oxigenar el cuerpo de todos aquéllos que han trabajado durante el año y por lo tanto necesitan descanso", dijo Perón.

"Ese verano del  51 el complejo de Chapadmalal batía su propio récord al albergar a unas 30 mil personas entre padres e hijos; además de funcionarios y legisladores, en llamativa alianza social o de clase", puntualizó Fagnani en su libro.

Télam, por José Luis Ponsico)

Subir