La Capital - Logo

× El País El Mundo Cultura Tecnología Gastronomía Salud Interés General La Ciudad Deportes Arte y Espectáculos Policiales Cartelera Fotos de Familia Clasificados Fúnebres
Policiales 30 de mayo de 2016

Balean en el pecho a turista en un robo en Ostende

El hombre recibió un disparo de un arma calibre 22. El hecho ocurrió anoche cuando tres delincuentes ingresaron al domicilio. Cerca del lugar fueron atrapados los sospechosos.

PINAMAR (Corresponsal).– Una pareja de turistas fue sorprendida anoche en Ostende por un grupo de tres delincuentes que ingresó a la vivienda que los visitantes habían alquilado para pasar unos días en la localidad pinamarense. Con amenazas, separaron a las víctimas para revisar la casa hasta que uno de los malvivientes disparó en el pecho al hombre y se retiraron rápidamente del lugar.

El episodio ocurrió cerca de las 20:30 del domingo y duró unos 10 minutos, según confirmaron desde la secretaría de Seguridad municipal. “Los delincuentes ingresaron con mucha violencia, les pegan y al hombre lo llevan al baño y a la mujer la dejan en la cocina, cada uno con un delincuente mientras que el tercero revisaba la casa”, informaron.

Uno de ellos llevaba una pistola calibre 22 mientras que sus cómplices portaban cuchillos. “Luego del disparo se retiraron rápidamente con una cartera con dinero en efectivo y una notebook”, precisaron.

Si bien el proyectil ingresó en el tórax, cerca del hombro derecho, el hombre se recuperaba favorablemente y esta mañana estaba fuera de peligro. “La bala quedó alojada en el cuerpo pero no revestiría emergencia alguna”, indicaron.

La víctima fue atendida en el hospital comunitario de Pinamar donde fue necesario un drenaje en el pulmón, entre otros cuidados médicos.

Por su parte, una vez emitida el alerta, un móvil de la guardia urbana encontró a pocas cuadras del lugar del hecho a tres personas que coincidían con parte de la descripción física y, con apoyo de un patrullero, procedió a su aprehensión a la espera de una rueda de reconocimiento.

La pareja, oriunda del Gran Buenos Aires, había alquilado una casa sobre calle Garay, en el límite entre Ostende y Valeria del Mar.