La Capital - Logo

× El País El Mundo Cultura Tecnología Gastronomía Salud Interés General La Ciudad Deportes Arte y Espectáculos Policiales Cartelera Fotos de Familia Clasificados Fúnebres
El País 19 de julio de 2019

Por pedido de Garavano, la Cámara Federal recusó al juez Ramos Padilla

El juez fue apartado de la causa en la que el exmagistrado Carlos Rozansky denunció al ministro de Justicia por "extorsión".

Alejo Ramos Padilla.

La Cámara Federal de Mar del Plata recusó al juez Alejo Ramos Padillo en una causa contra el ministro de Justicia Germán Garavano por una supuesta extorsión al exmagistrado Carlos Rozansky.

Esta semana, el ministro de Justicia Garavano había estado en Mar del Plata para presentar formalmente el pedido para que apartaran a Ramos Padilla ya que, según argumentó, Ramos Padilla no podía investigarlo ya que él “lo había denunciado previamente”.

La causa que lo tiene a Garavano como protagonista se remonta a octubre de 2016, cuando el exjuez Carlos Rozansky se presentó ante Alejo Ramos Padilla para denunciar por “extorsión” al ministro de Justicia, ya que aseguró que el ministro le pidió su renuncia en una reunión. En ese momento, el entonces magistrado afrontaba un pedido de juicio político y terminó por alejarse del cargo en ese mismo año.

“Habremos de señalar que el instituto de la recusación tiene por finalidad asegurar la garantía de imparcialidad, inherente al ejercicio de la función judicial; por tanto dirigida a proteger y salvaguardar el derecho de defensa del particular, pero con un alcance tal que no perturbe el adecuado funcionamiento de la organización judicial”, expresaron los jueces de la Cámara Federal Alejandro Tazza y Eduardo Jiménez.

Para los jueces Tazza y Jiménez, las condiciones señaladas por Garavano “se evidencian como verificables”. Ya que, si bien el Ramos Padilla había considerado que no existían motivos que ameritaran su corrimiento de la causa, para los jueces “existe una configuración de una causal objetiva que impone la necesidad de apartarlo del legajo con
miras a salvaguardar la garantía del Juez imparcial”.

Otro de los argumentos esgrimidos por los jueces Tazza y Jiménez es que el pedido de juicio político articulado por el Garavano contra Ramos Padilla “resultó previo” a que se formulara la denuncia que motiva la formación de la presente incidencia.