La Capital - Logo

× El País El Mundo Cultura Tecnología Gastronomía Salud Interés General La Ciudad Deportes Arte y Espectáculos Policiales Cartelera Fotos de Familia Clasificados Fúnebres
La Ciudad 11 de febrero de 2019

Proponen eximir del pago de tasas a los teatros y condonar las deudas registradas desde mayo

El proyecto fue presentado por Unidad Ciudadana y podría poner en tratamiento la modificación de la ordenanza 23.643. La gobernadora María Eugenia Vidal le había solicitado a Arroyo que no afecte al sector con una tasa.

Foto ilustrativa.

El bloque de Unidad Ciudadana presentó un proyecto para eximir del pago de tasas a los teatros y propondrán que se les condene las deudas registradas desde mayo de 2018 por el desconocimiento que tenían los productores teatrales de la vigencia de los dos impuestos que terminaron siendo facturados.

Según pudo saber LA CAPITAL, el proyecto que fue elevado al Concejo Deliberante buscará incluir a “las salas donde se ofrezcan espectáculos teatrales y/o cinematográficos” al grupo de espacios que se encuentran exentos del pago de las tasas por Habilitación de Oficinas, Locales de Prestación de Servicios, Depósitos, Comercios e Industrias y por Publicidad y Propaganda.

El escrito recuerda que, el año pasado, luego que se hicieran públicas las fuertes críticas ante la decisión del Departamento Ejecutivo de quitarles las eximiciones al sector teatral, intención que quedó plasmada en la propuesta de la ordenanza fiscal para el ejercicio de 2018, “los concejales oficialistas” introdujeron modificaciones pero sin incluir las dos tasas que finalmente terminaron llegando a las salas este verano. Es decir, Unidad Ciudadana señala que lo único que no se cobró fue la Tasa de Servicios Urbanos y la Tasa por Inspección de Seguridad e Higiene, mientras que el resto de los impuestos quedaron vigentes.

“Los productores se enteraron de que existían dos tasas de las cuales no fueron eximidos ante la recepción de notas de la Agencia de Recaudación Municipal ARM en enero de 2019, donde se les requería información en cuanto a medidas y tiempos de exposición de las carteleras correspondientes a los espectáculos y se los notificaba respecto a su situación fiscal”, señalaron los ediles del bloque mayoritario de la oposición, dejando en claro el desconocimiento de los productores ante la medida.

En este sentido, el proyecto señala que “ante el actual escenario político en el que fuerzas del oficialismo expresan voluntad de revertir ciertas modificaciones introducidas en la Fiscal vigente, el bloque de Unidad Ciudadana considera propicio el momento para ratificar su posicionamiento de defensa de derechos adquiridos por sectores productivos de la ciudad”.

Y agrega: “Además de la reincorporación de las eximiciones existentes para el sector de salas teatrales y/o cinematográficas hasta la ordenanza Fiscal 2017 –Ordenanza 23.021-, (proponemos) la condonación de la deuda generada por la Tasa por Habilitación de Comercios e Industrias, y la Tasa por Publicidad y Propaganda desde mayo 2018 hasta la actualidad. Es parte importante de la reparación necesaria hacia el sector”.

A fines de enero y una vez llegadas las facturas a los salas, quien también se pronunció en contra de esta medida fue la gobernadora María Eugenia Vidal, quien le envió una carta a Arroyo para que no afecte al sector con una tasa.

En el texto, al que tuvo acceso LA CAPITAL, la mandataria le manifiesta al jefe comunal su preocupación “por la situación generada a partir de la modificación de la ordenanza fiscal impositiva vigente que deja sin efecto la exención a los teatros de la ciudad de Mar del Plata del pago de la tasa de Publicidad y Propaganda”.

Sin embargo, la respuesta de Carlos Arroyo no tardó en llegar y lejos de querer mostrar voluntad para modificar la solicitación, aseguró que seguirá cobrando el impuesto “mientras esté vigente”.

“Yo la pregunta que me hago es la siguiente: si yo a un jubilado, a una maestra o a un peluquero, le tengo que cobrar la TSU ¿por qué no se lo tengo que cobrar al empresario teatral cuando el peluquero tiene un inmueble pequeño y un teatro cuesta millones?”, señaló. Y agregó: “Cuando los concejales decidan sacar la ordenanza, voy a hacer lo que corresponde y a partir de ahí no la cobraré, pero mientras esté la voy a cobrar”.