CERRAR

La Capital - Logo

× El País El Mundo La Zona Cultura Tecnología Gastronomía Salud Interés General La Ciudad Deportes Arte y Espectáculos Policiales Cartelera Fotos de Familia Clasificados Fúnebres
Enlace Universitario 21 de diciembre de 2022

Psicología del deporte: “Más allá de lo físico, lo técnico y lo táctico, hay factores psicológicos que inciden”

La atajada del "Dibu" Martínez que pasará a la historia.

El arquero de la Selección y campeón del mundo Emiliano “Dibu” Martínez hizo referencia en reiteradas ocasiones a la importancia que tenía el rol de la psicología en su performance como jugador. Sin ir más lejos, al inicio del campeonato y en ocasión de la inesperada derrota ante Arabia Saudita, el marplatense comentó que fue fundamental trabajar ese resultado desfavorable con su psicólogo.

Para conocer con mayor profundidad la incidencia que puede llegar a tener la psicología deportiva en el fútbol y otras disciplinas de alto rendimiento deportivo, desde Portal Universidad nos pusimos en contacto con Julia Raimundi, psicóloga especializada en deporte e Investigadora del CONICET en el instituto de psicología básica aplicada y tecnología de la UNMDP.

Respecto de esta incidencia, Raimundi dijo “No hay dudas y se ha visto en este último mes, de tantos partidos y tantas cuestiones que fueron pasando alrededor del fútbol, que los deportes en general y el fútbol en particular no son solo físicos, técnicos y tácticos. Hay un factor especialmente psicológico que va a incidir en la manera en que esos jugadores rinden dentro de la cancha y cómo se recuperan o no para los siguientes partidos”.

“Hay factores que influyen mucho, y hablamos de la necesidad de prepararse en términos del entrenamiento psicológico en el deporte y las habilidades que están vinculadas a eso. Tiene que ver con la motivación, porque sin motivación uno no puede hacer ninguna actividad y tampoco puede recuperarse de los altibajos que pueden suceder. La autoconfianza, que la podemos ver en distintos momentos de la copa, se hace presente ante situaciones con una presión muy grande, como patear un penal o tomar decisiones que definen. Es importante trabajar cuestiones de gestión emocional y focalización de la atención, esas son las principales habilidades psicológicas que tienen que ver con el rendimiento deportivo”, explicó.

Consultada respecto de su percepción sobre el trabajo que se realiza dentro de la Selección Raimundi dijo: “Se la vio muy bien, creo que también hay factores que tienen que ver con lo grupal, es decir todo lo que tiene que ver con el liderazgo, la cohesión del equipo, la comunicación entre jugadores y el cuerpo técnico. Se ha visto un proceso que se consolidó a lo largo de los años, no sucedió mágicamente, sino que requiere mucho trabajo, trabajo que los jugadores sabían que era un proceso muy difícil, pero tenían claro que estaban preparados para poder lograrlo”.

“Es importante destacar que el entrenador fue muy cauto y racional en pensar que se podía dar, pero siempre hay factores que uno no puede controlar, como es el rendimiento del contrincante. En la copa mundial son todos muy buenos y en un segundo pueden suceder muchas cosas. La Clave ahí es que hasta que el árbitro no pita y termina el partido, uno tiene que seguir luchando y no rendirse”, agregó.

En ese mismo sentido, y haciendo referencia a las herramientas que se pueden utilizar para combatir la frustración, la psicóloga explicó: “La ciencia nos ayuda a pensar que hay cierto tipo de orientaciones de la motivación que tienen que ver con el siempre intentarlo de nuevo y esta sensación de tener que seguir aprendiendo habilidades, seguir rodeándose de personas que puedan ayudar en ese objetivo. Messi nunca dejó de trabajar por eso, nunca dejó de soñar y por eso creo que también generó una cuestión en el equipo, donde todos se encolumnaron bajo ese mismo objetivo, todos hacemos fuerza por él”.
“Desde ese lugar se trabaja en mostrar que el deporte te da nuevas chances y oportunidades de ir por tu objetivo. Esa es la clave para seguir construyendo, seguir para adelante y en ese camino poder seguir construyendo herramientas, es un error pensar que solamente por la camiseta uno va a ganar”, expresó.

Psicología del deporte
Respecto de las características propias de la psicología deportiva, Raimundi explicó: “En realidad la psicología del deporte no es clínica, en el sentido que los psicólogos del deporte trabajamos más en la cancha con el cuerpo técnico y no tanto en el consultorio. Antes pasaba que te mandaban al psicólogo si tenías un problema, hoy en día la psicología del deporte aporta directamente al entrenamiento mental, estas herramientas que tienen que ver con la concentración, con el control de las emociones”.

“Poder continuar con un patrón de pensamiento positivo cuando las cosas no salen, todas esas herramientas se van trabajando a la par del cuerpo técnico, esa es una de las cuestiones diferenciales que hacen a la psicología del deporte propia de un campo específico. No le llamamos hacer terapia porque trabajamos con habilidades psicológicas para el rendimiento”, explicó.

Asimismo, con en torno a las herramientas dijo: “Son herramientas que vienen de la psicología cognitivo conductual. Se trabaja sobre el pensamiento, sobre la emoción vinculada a eso y tratamos de modificarlo para que sea una conducta más funcional a ese momento. Por ejemplo, renegar con el árbitro no es una conducta funcional para seguir jugando y continuar con la tarea que va a hacer que uno pueda rendir de la mejor manera”.

“Lo importante es desde un inicio tener claro que la actitud en el partido tiene que ser nunca aflojar, que es muy difícil porque los partidos son largos, la cancha es muy grande y requiere de mucha demanda física. Pero si te relajás un segundo, uno tiene enfrente a una selección que también quiere ganar la copa del mundo y está muy preparada para hacerlo. En ese sentido Argentina tuvo la claridad de no quedarse enroscada en la oportunidad que perdimos. El equipo salió a buscar el siguiente gol, y no se derrumbó cuando lo empataron nuevamente, fue a los penales, fue flexible para ajustarse a esa nueva circunstancia y eso habla de la fortaleza que tiene que tener un equipo ganador”, concluyó.