La Capital - Logo

× El País El Mundo Cultura Tecnología Gastronomía Salud Interés General La Ciudad Deportes Arte y Espectáculos Policiales Cartelera Fotos de Familia Clasificados Fúnebres
La Ciudad 28 de julio de 2019

Vidal: “Hicimos mucho por Mar del Plata, lamento que Arroyo no acompañara”

La gobernadora ponderó la gestión de Provincia y Nación en la ciudad. "Tengo esperanzas de que Baragiola o Montenegro cambien la historia trabajando en equipo", dijo. La campaña y la planificación del segundo mandato.

María Eugenia Vidal regresó a Mar del Plata, donde dijo sentirse "tranquila, como en casa".

por Gonzalo Gobbi
@gonzalogobbi

“¿Cuántas veces vinimos a Mar del Plata?”, le preguntó María Eugenia Vidal a su equipo en pleno vuelo a la ciudad para acompañar a Mauricio Macri en el acto que Juntos por el Cambio celebró el viernes en el Club Quilmes. Sus asesores sacaron cuentas durante el viaje y se le comunicó el resultado. “Con esta vine 43 veces como gobernadora, sin contar las de antes”, le aclaró a LA CAPITAL la mandataria, a 15 días de las PASO. Vidal insistió en ese número para hablar de la campaña y cuestionar a la principal fuerza adversaria, el Frente de Todos, que lleva a Axel Kicillof como precandidato para la Provincia, y es que entiende que “el voto es el resultado de un proceso de construcción de vínculos” y que “la gente no vota por lo que hacés tres meses antes de la elección”.

En una extensa entrevista con este diario, la gobernadora de la Provincia de Buenos Aires y precandidata a renovar su cargo anticipó cuál será el foco de una eventual segunda gestión, pero también habló del escenario local y dijo “lamentar” que Carlos Arroyo “no haya acompañado todo lo que Nación y Provincia hicimos por Mar del Plata”. A su vez, coincidió con el precandidato a vicepresidente, Miguel Ángel Pichetto, en que de la PASO de Juntos por el Cambio “saldrá el próximo intendente”.

– ¿Cree que la elección será tan “peleada” como se espera? ¿Cómo vive esa intensidad puertas adentro a días de una votación que sería definitoria?

– Va a ser muy peleada. Yo estoy tranquila, porque no creo que alguien te vote por lo que hacés tres meses antes de la elección. El voto es el resultado de un proceso de construcción de vínculos y yo con la Provincia construí una relación que va más allá de una elección. Cada vez que vengo a Mar del Plata me siento en casa y estoy tranquila con lo que construimos juntos en las buenas y en las malas. Siempre votar es una enorme oportunidad para expresarse.

– Viene sosteniendo que no tiene enemigos, sino que su adversario es “el sistema” que gobernó antes la provincia. Entonces, ¿qué representa Axel Kicillof?

– No tengo enemigos en la política ni en la vida. El odio hace mucho daño, sobre todo a quien lo siente. Pero sí tengo adversarios en la política y mi pelea no es con Kicillof; es contra un sistema que gobernó 28 años la Provincia y que la dejó en un estado de abandono total. Pero peor que el abandono y dejar escuelas sin gas y con techos que se caen, hospitales sin insumos y no invertir en rutas, fue habernos hecho creer que ese era nuestro destino y que nos teníamos que resignar, que la Provincia era así. ¿Cuántas veces escuchamos que la Provincia era inviable? No lo es, depende de nosotros, de lo que somos capaces de hacer. Estoy convencida de que la podemos poner de pie.

– El Frente de Todos trajo días atrás su campaña a Mar del Plata y esta semana con usted, el presidente Macri y Pichetto, Juntos por el Cambio desplegó la propia. ¿Qué rol estratégico tiene hoy el distrito en términos políticos?

– Mar del Plata es una ciudad clave en función de su infraestructura logística, el Puerto, el turismo, un polo tecnológico en desarrollo. Acá hay mucho talento y hay que lograr que crezca. Por eso mandamos a las seis pymes a la misión comercial de Vaca Muerta. Quiero a la Provincia de Buenos Aires trabajando en el desarrollo de Vaca Muerta con su industria y eso incluye a Mar del Plata. Y si pienso en el turismo lo hago para todo el año. Es un lugar en el que todo el tiempo estamos pensando. Hay un desarrollo industrial con mucho potencial.

NOTAVIDAL 01

– Ese desarrollo tiene una contracara, ¿que les dice a los comerciantes que sufren cuando les llegan las facturas de los servicios, las ventas no repuntan y a muchos que directamente debieron cerrar?

– Que no desconocemos su realidad porque la caminamos todos los días. Sabemos que han sido años difíciles y no pretendemos esconder la realidad debajo de la alforma ni decirle a la gente que no le pasa lo que le pasa. El Banco Provincia se ha convertido en un enorme sostén a través de la entrega de créditos. Bajamos los impuestos de Ingresos Brutos y cuando vimos que las tarifas subían, bajamos los impuestos provinciales. Por eso también el 50% a través del Banco Provincia, para que sea más fácil pelearle a la inflación sobre los alimentos.

– Pero más allá de los créditos o las promociones, hay una realidad cotidiana que afecta a las pymes…

– Nos ocupamos, no somos opinadores ni diagnosticadores; estamos ahí cuando está el problema y yo creo que todo este esfuerzo vale la pena. Estamos en el camino que nos va a llevar a un final mejor. Y los marplatenses de verdad son capaces de elegir estar en un lugar mejor.

– Usted insiste en que “todavía hay mucho por hacer”. En ejemplos concretos, ¿qué es lo que siente que está pendiente y qué parte podría materializarse en un segundo mandato en la Provincia?

– El Hospital “Alende” ya tiene la guardia, pero la segunda etapa son las terapias, los quirófanos y las neo de todos los hospitales bonaerenses, porque son las áreas críticas. Si pensamos en la infraestructura y las rutas, hicimos la 88, la 226, pusimos led en la 11 y en la 2, pero tenemos que terminar la obra de la 2, la de la 11 y la 56. Tenemos que terminar de poner en valor a todas las rutas de la provincia. Hubo muchos años de abandono en las rutas, no se invirtió. Si pienso en escuelas, la ciudad tiene 175 edificios escolares. Hicimos obras en 135, en 80 ya las terminamos y en 55 estamos en ejecución. Todavía falta. Tenemos que llegar a poner a punto y en valor los 175 edificios para que no tengamos chicos con problemas de gas en invierno.

– Hace poco reconoció haberse “equivocado” en la pelea con los docentes. ¿Piensa corregir la manera de negociar futuros acuerdos salariales con los maestros?

– Sí, siento que ahí nos equivocamos, que ambas partes tendríamos que haber resuelto el conflicto antes. Las dos partes, dirigentes gremiales y nosotros, fracasamos al volverse tan extenso el conflicto. Eso generó incertidumbre en los docentes porque no sabían cuánto iban a ganar y en las familias por cada día perdido de clases. La paritaria es el resultado de haber aprendido, de corregir nuestros errores.

– ¿A qué otros temas aplica esa misma autocrítica después de casi cuatro años de gestión?

– Creo que ya empezamos a reconocer nuestros errores y a corregirlos, en el caso de los docentes creo que se da en ambas partes. Siempre es bueno reconocer en lo que uno se equivoca, no somos perfectos, somos personas y aprendemos. Creo es que importante tomar nota de eso para avanzar.

– Mencionó las obras en el HIGA, ¿es viable pensar en construir un hospital de Mar del Plata? El gobierno local prometió un hospital municipal y no cumplió. ¿Estaría dispuesta a impulsar esa obra?

– Si el próximo intendente se pusiera como objetivo la construcción de un hospital municipal nosotros ayudaríamos. Entiendo la necesidad de que Mar del Plata tenga su hospital, pero también quiero terminar de poner al HIGA en valor. No quiero seguir construyendo edificios mientras los hospitales que hoy funcionan y con mucho esfuerzo reciben a los bonaerenses no tienen las condiciones que necesitan. Si fuera un esfuerzo compartido entre Municipio y Provincia, sin duda lo haríamos.

NotaVidal 05

– Antes dijo “si el próximo intendente…”, ¿a quién se refiere o preferiría referirse?

– (sonríe) Tengo dos buenos candidatos. Son distintos pero comparten los mismos valores y creo que con cualquiera de los dos podríamos hacer mucho.

– La mayoría de los funcionarios nacionales y provinciales en esta campaña se mostraron junto a Montenegro, ¿existe un favoritismo por tratarse de un hombre del PRO por sobre Baragiola?

– Me parece natural que siendo un candidato de PRO y otro del partido radical, los dirigentes del radicalismo acompañen a Vilma y los del PRO a Guillermo. Yo soy ecuánime, más allá de que tengo un vínculo personal con Montenegro que hemos construido trabajando juntos muchos años en la Ciudad de Buenos Aires. Pero los dos son muy buenos candidatos, acompaño a los dos y por supuesto voy a trabajar con quien sea que gane la PASO.

– Pichetto dijo que el próximo intendente de General Pueyrredon saldrá de la PASO de Juntos por el Cambio, ¿adhiere a ese análisis?

– Yo creo que sí, creo que la ciudad necesita que la cambiemos.

– Elisa Carrió definió a Carlos Arroyo como “un error de Cambiemos”, ¿usted también lo cree?

– Yo siento que el Gobierno nacional, con la Planta de Tratamiento de Residuos Cloacales, con el Acueducto del Oeste, con el Gasoducto, con tantas obras que no se ven pero que hacía décadas que se esperaban en Mar del Plata… y nosotros con la Central 9 de Julio, que le resolvió el problema eléctrico a la ciudad, todo el trabajo en el HIGA y el SAME, la pavimentación, porque la mayor parte de las cuadras pavimentadas en General Pueyrredon se pavimentaron con fondos nacionales y provinciales…

– Claro, ¿y Arroyo?

– Es que es eso. Realmente hubo un esfuerzo enorme. Sigo, porque también está el tren a Mar del Plata, la ampliación del aeropuerto… realmente se trabajó mucho por la ciudad desde el Gobierno nacional y provincial. Y yo lamento que Arroyo no lo haya acompañado desde el Municipio. Lo lamento, pero no acompañó.

– ¿Por eso el intendente quedó totalmente afuera de Juntos por el Cambio?

– (sonríe) Por eso tengo la esperanza de que Vilma Baragiola o Guillermo Montenegro, cualquiera de los dos, cambien la historia de la ciudad trabajando en equipo con nosotros.

Voto electrónico y el uso de las PASO

– ¿Debería ser ésta la última elección con el actual sistema de votación con papel?

– La verdad que sí, yo sinceramente espero que el Congreso nacional finalmente apruebe la ley de voto electrónico y no tengamos que votar más de esta manera. Es un sistema arcaico, caro por la impresión de boletas y el daño al medio ambiente por la enorme cantidad de papel que se utiliza para todo el proceso. Con todos los avances que registra la tecnología, verdaderamente por donde lo quieras ver es un sistema que no debería existir más.

– ¿Está de acuerdo con que siga implementándose el sistema de las PASO tal como está?

– Las PASO hay que rediscutirlas. A mí me parece un buen mecanismo que cuando hay una diferencia interna partidaria como nos pasa a nosotros acá en Mar del Plata por ejemplo, la salde la gente y de una manera participativa, abierta. Pero lo que nos tenemos que plantear a futuro es si realmente vale la pena cuando no hay diferencias o competencias internas en los partidos como está pasando ahora.