La Capital - Logo

× El País El Mundo Cultura Tecnología Gastronomía Salud Interés General La Ciudad Deportes Arte y Espectáculos Policiales Cartelera Fotos de Familia Clasificados Fúnebres
Opinión 12 de marzo de 2019

Marzo promete un intenso trajín

por Gerardo Gómez Muñoz

El silencio agobiante de Unidad Ciudadana que aparentaba tener atados todos sus perros, indica hasta dónde golpeó que el Congreso Nacional del PJ incluya a todos, hasta a Sergio Massa y a los gobernadores como manifestó “Wado” de Pedro, figura principal de “La Cámpora” y virtual vocero de Cristina Kirchner.

Esos convites, obviamente, deberían atragantar a quienes parecían más dispuestos a reeditar su sitio que a sumar. Un brutal y reiterativo “vamos por todo” para disimular un cínico “nos quedamos con todo”.

Todo lo contrario se advierte en el espacio donde campea la aspiración de las “PASO” como basamento de la unidad antimacrista que requiere suma de votos para la subsistencia de todos.

A partir del contundente llamado del congreso partidario vuelven a cobrar fuerzas apellidos como Ariel Ciano, Juan Manuel Cheppi, Alejandra Martínez, Fernando Maraude y una pléyade que a partir de la convocatoria del “Grupo Pueyrredon”, Evita Obrera y dirigentes como Daniel Pérez, Horacio Tettamanti, Estela Casasola, Celeste Lazo, Eduardo Brucetta, Rodrigo Bogdanich, Carlos Filippini, Edgardo Casciotti, etc., se convocaron al reclamo de las PASO y desde hace meses recorren los barrios con un anhelo expreso: “Hay que sacar a éstos que están en la Municipalidad y que vuelva Gustavo Pulti”.

Mediciones

Mal que le pese a los que ya estaban reservando sus sillones para la reelección o ascenso, el ex intendente sigue midiendo en primer lugar en el campo nacional y popular, circunstancia que sería revalidada por la encuesta que la consultora de Gustavo Córdoba entregaría en días más.

Pero el panorama cambia para los presuntos dueños de la pelota, cuando en su propia cancha hay jugadores que dicen “Ojo, que aquí y desde hace tiempo también estamos nosotros y queremos ser incluidos en el equipo”.

En Mar del Plata aparecieron las pintadas de José Luis Zerillo de Nuevo Encuentro en Unidad Ciudadana.

Tal vez por casualidad en Avenida Constitución se pueden ver algunos haciendo “pandant” con los de Fernanda Raverta, significativamente y como para no dejar dudas, individuales.

El plenario mensual de Unidad Ciudadana en la “Casa de Enfrente”, notable siempre aunque quizás con algunas ausencias, esta vez no dejó entrever ningún juicio respecto al llamado para el Frente Patriótico. A lo mejor luego de la nueva “boutade” del inefable y servicial Sergio Massa que este fin de semana salió a sanatear al estilo de Macri, diciendo que “con Pichetto reunimos el 30 por ciento”.

Fumigaron la cueva

Consolidado en una presidencia reconocida por cuarta vez consecutiva como presidente del Concejo Deliberante, Guillermo Sáenz Saralegui no tuvo empacho en mencionar con nombre y apellido a “los cuatro vivillos que rodean al intendente”, que son el abogado Andres Barbieri, Hernán Mourelle, Guillermo Arroyo, hijo del jefe comunal y el ex yerno y protegido político Mauricio Loria. Por las dudas nombró a cinco, incluyendo al siempre atento Emiliano Giri.

La implosión del antes derruido partido de los Arroyo, sólo indica un aspecto de la crisis de “Cambiemos”, porque lo más importante es que su más sólido sostén estructural, la Unión Cívica Radical, se suelta para pelear la candidatura a presidir el gobierno, a través de las PASO.

Lo más firme hasta ahora es que la UCR tiene dos precandidatos a intendentes -Vilma Baragiola y Maxi Abad- y el PRO a Guillermo Montenegro, “caballo del comisario” que no ha logrado instalarse al nivel de los dos radicales.

Entre éstos también hay diferencias, porque si bien ambos aseguran que no habrá enfrentamientos que perjudiquen la necesidad de volver al gobierno de la UCR, la diferencia del electorado de uno y otro es muy diverso. Eso lo advertirá con claridad la ciudadanía a medida que se desarrolle el proselitismo y además, será muy tenido en cuenta por el gobierno de María Eugenia Vidal, dadora de todas las gracias.

La “prensa asociada” ayer titulaba “perdió Cristina en Neuquén” obviando que reunió el 26 de por ciento por el segundo puesto, mientras el ex radical pasado al PRO salió tercero con el 15 por ciento. Sumando la reciente derrota en La Pampa, es claro que el fenómeno de la mala gestión ya está jugando fuerte en las urnas.

Mar del Plata es plaza ultra codiciada por Mariú, y es de prudentes no desdeñar la posibilidad de buscar alquimias que garanticen victoria y buscar urgente la suma que lograría una milagrosa unión del Frente Patriótico.

Cambiemos y sus incomodidades

De todas maneras hay que estar atento a tanta reunión oficialista y al fastidio de Mauricio Macri. Y Mar del Plata, además, es plaza “a no perder” ni por Cambiemos ni por la UCR.

Las prevenciones no son gratuitas de este firmante. ¿O no llama la atención que Vilma y Maxi, todavía están contenidos en su campaña?

Por el Día de la Mujer una militante tan activa como la jefa de los concejales sólo apeló a la entrega de alimentos y elementos diversos aportados por firmas comerciales.

Maxi, en cambio, aprovechó la ocasión para reunir a 400 mujeres y participar en diversas actividades en los que habló de la “Ley Micaela” y de otras realizaciones del gobierno provincial en el campo de la protección, de la seguridad y los derechos de la mujer.

El encuentro del viernes fue en el Teatro Carreras, pero también hubo un desayuno organizado para la participación de mujeres de diversas actividades.

Claro, Abad es un avezado político. Y no es el momento para el timbreo o la recorrida por el desastre que en los barrios sembró Arroyo.

Pero sí es hora de que el radicalismo recuerde su historia popular de más de 100 años y él está rodeado de gente que sabe de militancia, de historia y de camino transitado junto al pueblo.

En el planteo de fortalecer la plaza que ejecuta Vidal para esta ciudad, también está en primer nivel su apoyo a Montenegro. La anomia del PRO deberá, a partir del diputado nacional, ser superada porque el padrón marplatense tiene una composición social que busca ese candidato.

En el elenco de Montenegro se ve cada vez más laborioso e integrado al senador Lucas Fiorini que, en el orden provincial responde al ministro de Gobierno Joaquín de la Torre.

Raverta y su “verticalidad”

Casi al cierre de esta páginas llegaron oportunas consideraciones de cara a la convocatoria al Frente Patriótico convocado por el PJ en su reciente Congreso Nacional, de la diputada nacional Fernanda Raverta que, junto con Manino Iriart fueron representantes marplatenses del PJ en la reunión. Abre un paréntesis de atención a dicha resolución y a una línea de la que nunca se alejó. Pero advierte la posición de Massa y de los gobernadores convocados a la unidad y de la decisión que tomen. Cuestión que se irá definiendo en medida que se acerquen los plazos electorales en junio próximo.

Y con el mazo dando, el viernes, luego de la Marcha de la Mujer estuvo en sendas reuniones en los barrios Belisario Roldán y 9 de Julio y así seguirá trabajando y militando en barrios, entidades sociales y agrupaciones políticas.

El pultismo agrandado

“AM no es el MPN, Mar del Plata no es Neuquén y la Patagonia está más al sur, pero igual hay vientos de aquellos lares que pueden traer mensajes a estas costas” decía un comentador político de cafetería el lunes por la mañana.

Lo cierto es que la elección del domingo pasado de la provincia sureña demuestra que nadie tiene la vaca atada.

Cambiemos mordió el polvo en Neuquén. También el kirchnerismo duro. La condición local del MPN fue priorizada por los ciudadanos por encima de cualquier cosa.

“Se embanderaron primero con Neuquén” decía el comentador, y añadía: “Pulti es el único aquí que tiene con qué enfrentar un desafío de boleta local, ya ganó así más de una vez y falta muy poco para que en AM se terminen de convencer “.

Sin embargo, la realidad muestra varias cosas que el solo título vecinal de AM no explica. La plana mayor del Partido de la Ciudad se reúne con buena parte de la dirigencia nacional y provincial. Evalúan hipótesis, proyectan acuerdos, analizan alternativas y, sobre todo, esconden la jugada.

“No van a apurarse ni un poquito, saben que intentar el gobierno de la ciudad es un gran esfuerzo pero sobre todo requiere pies de plomo y mirada de águila” siguió el comentador que no era imparcial: forma parte de las cercanías pultianas aunque pretendía subirse el precio con aires de imparcialidad.

Anastasía, todavía suelto…

Eso en el sentido de que no hay alianza a la que se ate… por ahora… agrega un desconfiado de su propio entorno, porque se lo ha visto en varias reuniones. Algunos quieren que uno se meta en los intrincados caminos de las versiones y las presunciones, y hablan de alguna rama de “Cambiemos”, porque las constantes mediciones hablan de un trabajoso, pero creciente tránsito. Otro más ladino arriesga: “Cuando llegue a dos dígitos, quién lo aguanta”…

Esta columna, aceptando el desafío de presenciar una de sus caminatas por algún barrio de los andurriales, notó que no es un desconocido y hay zonas por donde ya ha caminado. Cuenta con un elenco tenaz, su ánimo no decae y piensa seguir en ese reencuentro con la militancia.

Amainá un poco Fiorini

Otro que rompe las camisas de orgullo y satisfacción por la reunión de gabinete en la que participó en La Plata. Fue con la gobernadora Vidal y el presidente Macri, nada menos.

Orgullosamente se quedó con la siguiente frase: “Hoy tenemos una provincia distinta con un equipo dispuesto a recuperar los valores perdidos como la honestidad y la responsabilidad”. No hubo tiempo de requerir algunas definiciones sobre la economía y otras pavadas que no vienen al caso.