11 de octubre de 2018
Comentarios

En esta nota

Arroyo tomará una decisión clave en el tránsito “para ver qué pasa”

Anticipó que se instalarán semáforos en rotondas de la avenida Champagnat. Pero admitió que no está seguro "de que sea lo mejor".

El intendente Carlos Arroyo anticipó este jueves que en su último año de gestión “es muy probable” que se instalen semáforos en rotondas de la avenida Champagnat en un intento por ordenar el tránsito en ese sector.

“Hemos conversado en la última semana tanto con el secretario de Hacienda como con el presidente del bloque de Cambiemos de la posibilidad de encarar… de abrir la rotonda con el semáforo y ver qué pasa”, dijo en declaraciones a Radio Brisas.

“Sería una prueba piloto. La verdad, no estoy seguro de que eso sea lo mejor por el problema de la cola” de autos que se podría generar, agregó.

Arroyo se mostró seguro de que los semáforos van a “poner orden” y “dar seguridad”, pero reconoció: “Lo que no podemos determinar es hasta dónde va a llegar la cola de autos”.

A su entender, “hay una cosa a favor”: que “no tiene muchos cruces Champagnat”. Y agregó: “Hay calles, pero no se usan. (Los autos) no van de un lugar a otro. Por lo tanto, si lo intentamos por ahí resulta”.

El intendente no dio precisiones sobre la fecha en que empezaría la prueba piloto, pero aseveró: “Es muy probable que lo hagamos en el curso de este último año de gestión. Es muy probable que encaremos ese proyecto porque es un tema que permanentemente está en el tablero y es un tema importantísimo”.

El jefe comunal mencionó que, antes de ser intendente, realizó un estudio con Patricia Leniz (hoy secretaria de Desarrollo Social) para “hacer vías elevadas a distintos niveles” para reemplazar las rotondas.

A su entender, eso sería “lo mejor”, pero que es “muy caro y complejo” llevarlo adelante. En esa línea, insistió: “No sería raro que probáramos con semáforos a ver qué pasa, porque si no vamos a demorar mucho tiempo, se nos está haciendo muy lento por el tema económico”.

Tolerancia cero

El intendente también reveló que el decreto de tolerancia cero de alcohol al conducir lo redactó en soledad. “Lo hice yo solo, solo, solo un sábado a la mañana. Y soy el único responsable de ese decreto”, afirmó.

“En primer lugar, me adhiero a la Ley Nacional de Tránsito, con lo que cubro cualquier aspecto legal, porque estoy aplicando en el fondo una ley nacional. Y en el segundo lugar digo que regirá hasta tanto el Concejo Deliberante dicte la ordenanza”, acotó.

Aunque la medida bajó de 0,5% a 0 los gramos permitidos de alcohol por litro de sangre, el jefe comunal sostuvo que aceptará casos de marcas de alcohol “mínimas”, como por ejemplo si el conductor “comió una ensalada con vinagre”. “Los inspectores tienen instrucciones mías de tener en cuenta ese tipo de detalles”, indicó. Y agregó: “Mínimas cantidades no serían tomables en cuenta”. En ese sentido, “0,1% no es un problema” y “hay que aceptarlo”.

Subir