La Capital - Logo

× El País El Mundo Cultura Tecnología Gastronomía Salud Interés General La Ciudad Deportes Arte y Espectáculos Policiales Cartelera Fotos de Familia Clasificados Fúnebres
Policiales 30 de julio de 2019

“Esto no debe quedar en la nada”

El intendente de General Alvarado, Germán Di Cesare brindó una conferencia de prensa en su despacho, en donde mostró su preocupación por el robo de los cadáveres de niños. Además, dijo que todos los recursos están volcados en las investigaciones y confirmó que ya fueron colocadas las 16 cámaras en el cementerio de Miramar, algo que también sucederá en Otamendi.  

MIRAMAR (Corresponsal).- “Esto no debe quedar en la nada”, dijo el intendente municipal de General Alvarado, Germán Di Césare, al referirse a los cuatro casos de robo de cadáveres en cementerios de Otamendi y recientemente Miramar.

La preocupación del gobierno comunal hizo que Di Cesare realizara una conferencia de prensa en su despacho, donde comentó el líneas generales cómo se está desarrollando la investigación, los recursos afectados a esta y el rol del municipio en la contención de las familias afectadas.

camaras

Las cámaras en el cementerio de Miramar ya están en funcionamiento.

El jefe comunal, que estuvo acompañado por la secretaria General y de gobierno, María Eugenia Bove y el subsecretario de Seguridad, Antonio Centurión destacó: “No salimos a hablar antes porque creíamos que era necesario no entorpecer la investigación. Estamos trabajando mancomunadamente con las fuerzas de seguridad para tratar de brindarle una respuesta a las personas afectadas”, dijo.

Asimismo, Di Cesare afirmó que, “desde el municipio tomamos todas las medidas necesarias para que estos hechos aberrantes no ocurran más”.

“Desde un primer momento tuvimos una posición proactiva con nuestro equipo de trabajo, interiorizándonos porque realmente nos preocupa que sucedan este tipo de situaciones en General Alvarado y nos da bronca como a todo el mundo”, amplió.

La recompensa de 100.000 pesos ofrecida por el municipio por el momento no aportó ningún dato fehaciente para que avanzara la investigación. Además la situación compleja de no contar con un fiscal fijo en este momento -más allá de la intervención de la unidad de turno -, debido a la licencia por motivos personales que se tomó Florencia Salas también perjudicó el avance de las diligencias.

A partir del lunes se espera que entre en funciones Rodolfo Moure, quien en principio se haría cargo de la fiscalía de Miramar por un mes y medio hasta el retorno de Salas.

“Esto no debe  quedar en la nada, que pase el tiempo y no haya respuestas debido a otros hechos delictivos que puedan suceder y luego retornemos con otros casos como los vividos en ambos cementerios”, puntualizó el intendente.