6 de octubre de 2018
Comentarios

En esta nota

Todo volvió a la normalidad

Por Vito Amalfitano
@vitomundial

Hubo reacción rápida. El gran dato positivo tras la derrota y el dominio de Vélez del lunes pasado. Aldosivi tuvo reflejos y le agregó prepotencia colectiva a su orden y los arrestos de Chávez para superar a San Martín de Tucumán desde el comienzo y sumar así cinco victorias de ocho partidos en la Superliga del fútbol argentino.

Aun con la ausencia de Matías Pisano, Aldosivi supo “cargar” el campo contrario. Reemplazó la falta del caudal de juego que le puede aportar el ex Independiente con una presencia más vertical, y con las apariciones de los laterales, Iñiguez y Lucas Villalba, para mostrarse como alternativas de pase y para también desbordar y mandar centros hirientes. Uno de ellos, de Iñiguez, provocó la tijera espectacular del gol de Cristian Chávez. Dos envíos de Villalba derivaron en un remate en el travesaño de Telechea y otra entrada profunda de Galeano.

Un Iván Colman un poco más activo que en los anteriores dos partidos también acompañó. Hasta que se quedó en el segundo tiempo y fue reemplazado por Juan Galeano, cuando se vino San Martín y se apoderó de la mitad de la cancha.

La expulsión de Villalba complicó aun más el panorama y por momentos Aldosivi volvió a ser dominado por un rato, aunque no con la continuidad y la envergadura del lunes pasado ante Vélez, ni mucho menos.

Pero San Martín exigió y demostró que casi todo es muy “finito” en este campeonato. Lo “liquidó” Aldosivi con una buena réplica en el final, otra vez con participación importante de Chávez. Más allá de que pudo ampliar la diferencia en ese final está claro que cada partido, cada triunfo, cada hito, requiere un doble esfuerzo.

Pero esta vez el rédito fue también para Aldosivi un “doble valor”. Sacarle 11 puntos de diferencia a su rival, un potencial oponente en una eventual lucha por la permanencia. Y ya poder pensar mucho más en la tabla de arriba que en la de abajo.

Todo volvió a la normalidad tras la caída en Liniers. Todo está como era entonces. Y mejor. Las matemáticas indican que Aldosivi es hoy más “ de Copas” que de “permanencia”. Pero la prudencia debe ser más que nunca una virtud a alimentar, tanto como el orden que fue gran parte de su capital en este gran presente en la Superliga.

Subir