CERRAR

La Capital - Logo

× El País El Mundo La Zona Cultura Tecnología Gastronomía Salud Interés General La Ciudad Deportes Arte y Espectáculos Policiales Cartelera Fotos de Familia Clasificados Fúnebres
Interés general 11 de junio de 2024

Jornada crucial para el Gobierno con un marplatense como protagonista y el “no hay plata” que afectará al turismo

Todos los entretelones de lo que es noticia en Mar del Plata.

La de este miércoles será una jornada trascendental para el Gobierno. El tratamiento del proyecto de la ley Bases en el Senado genera todas las expectativas en el campo político argentino, y también para Mar del Plata será una sesión especial a propósito del voto “clave” del senador radical Maximiliano Abad. A poco más de un mes de haber ingresado al Senado de la Nación, la ley Bases y el paquete fiscal desembarcarán en el recinto esta semana. Si bien se da por descontado que los megaproyectos serán aprobados en general -aunque ajustadamente- el oficialismo todavía no tiene abrochado algunos artículos clave para la Casa Rosada. Funcionarios nacionales encargados de la negociación y de apuntalar el poroteo trabajaban hasta último momento en afinar la votación en particular. El tema de las privatizaciones es uno de los más complicados y se trata de una bandera que el jefe de Gabinete, Guillermo Francos, no quiso ceder: la exclusión de Aerolíneas Argentinas. Al encontrarse dentro de un paquete de empresas sujetas a privatización, las voluntades negativas en el hemiciclo por su eventual venta podría hacer caer el capítulo completo. En cuanto al voto del senador marplatense -¿será igual que el de Martín Lousteau o se diferenciará?- acapara la mirada en estas horas de los diferentes analistas políticos. Abad junto a un par de senadores más, afirman, tiene las llaves para matar o mantener con vida esta iniciativa considerada clave -aunque hoy con notables modificaciones respecto a la versión original- por el Gobierno nacional.

 

 

En el Gobierno, tras el escándalo de los alimentos almacenados y las críticas a la ministra Sandra Pettovello, creen que esta será una semana “más relajada” y con mejores noticias para ofrecer. En este contexto, la aprobación de la ley Bases en el Senado -volverá a Diputados- se leerá como un buen triunfo del flamante jefe de Gabinete, Guillermo Francos, al tiempo que el presidente Javier Milei viajará a Italia a la reunión del G-7 tras el triunfo de la derecha en las elecciones del Parlamento de la Unión Europea. Además, se anunciará que la inflación será menor al 6 por ciento. El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) dará a conocer el próximo jueves el Índice de Precios al Consumidor (IPC) de mayo, que de acuerdo a la expectativa gubernamental y las estimaciones privadas estaría en el menor nivel de los últimos dos años, ubicándose en torno al 5 por ciento. “Tuvimos una semana que nos entraron los tiros por todos lados. Esperamos que esta cambie un poco el ánimo”, admitía funcionario del Gobierno nacional que descansó el fin de semana en Mar del Plata.

 

El presidente Javier Milei acaba de cumplir seis meses al frente de la administración nacional y conserva los índices de aprobación mayoritaria con los que asumió. Según el último sondeo de Opina Argentina que se llevó adelante entre el 3 y el 5 de junio y del que participaron 1.720 personas de manera online, la imagen de Milei se mantuvo estable y, en comparación al mes de abril, cayó solo un punto la positiva (52%) y aumentó otro la negativa (48%). Asimismo, arrojó también la estabilización del apoyo al Gobierno que midió en torno al 46%, a diferencia de un 40% que se identificó con la oposición y un 14% que no eligió ninguna de las opciones. Al igual que el Presidente, y pese a la crisis abierta en la gestión que derivó en la salida de un tendal de funcionarios, otros referentes del Gobierno libertario también conservaron su imagen positiva: la vicepresidenta Victoria Villarruel (53% positivo y el 45% negativo); la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich (52% positiva y 47% negativa); y un poco por detrás, el ministro de Economía, Luis “Toto” Caputo, con 42% positiva y 55% negativa.

No obstante, el presidente de la Cámara Argentina de la Construcción, Gustavo Weiss, cuestionó al Gobierno por paralizar la obra pública y advirtió que la crisis actual “es mucho peor que la de 2001”. También consideró que más allá del plan de ajuste, el Poder Ejecutivo debería aplicar “un plan de desarrollo económico”. El empresario admitió que en el sector “no imaginábamos que la decisión del Gobierno de Javier Milei iba a ser paralizar por completo la obra pública nacional”. “Hubo motosierra total en la construcción, Milei cortó de cuajo la obra pública”, enfatizó. Weiss explicó: “Todavía tenemos una deuda muy importante de trabajos ejecutados en septiembre, octubre y noviembre del año pasado, con la administración anterior de Sergio Massa, con facturas que vencieron en diciembre, enero y febrero que están impagas”. “El problema no es solo que ahora hay obras que no se continúan, sino que además nos deben mucho dinero de obra ejecutada y no pagada. Lamentablemente es deuda que no se indexa por inflación. Algunos ya han judicializado este tema y otros van a hacer lo mismo. La foto de hoy es que con Milei las obras no se hacen”, aseguró el dirigente.

 

Además, advirtió que por esta situación ya se perdieron 100.000 puestos de trabajo directos, mientras que el Gobierno “tiene ejecutada una inversión en obras del orden de los US$6.000 millones, que ya están pagas, pero que no están terminadas y no sirven para nada porque no están habilitadas al público”. Estimó que este año “ya está perdido” y añadió: “No creo que haya ninguna reactivación, más allá de que haya alguna obra que pueda comenzar. En 2025, cuando se reinicien las obras, hay que sentarse y ver en qué condiciones están, los precios y las deudas. Si el dinero está disponible, después hay un proceso que demora meses para reactivar la obra”. En este marco, el dirigente sostuvo que “la última experiencia similar violenta que recuerde es la de 2001. Pero la diferencia es que en ese momento veníamos con niveles de actividad muy bajos. Fue una caída muy profunda, pero involucraba a menor cantidad de gente y menos empresas”. “Por eso creo que esta crisis es mucho peor que la de 2001. En ese momento nos caímos desde un primer piso, pero ahora nos caímos desde un piso 10”, graficó.

 

 

 

Un fallo que llevó tranquilidad a las autoridades municipales. La Suprema Corte de Justicia de la Provincia de Buenos Aires rechazó días atrás un planteo de inconstitucionalidad presentado sobre un paquete de tasas del municipio de Pilar, entre ellas la que se aplica sobre el precio de los combustibles, que se generalizó en el conurbano y que generó el rechazo del Gobierno nacional. Como sucedió en General Pueyrredon, oportunamente el Concejo Deliberante de Pilar aprobó una tasa vial que recargaba allí en un 2,5% el precio del litro de combustible en las estaciones de servicio del distrito que gobierna Federico de Achával, de Unión por la Patria. La tasa, además se cobra en Lomas de Zamora, Berazategui, Almirante Brown, Quilmes, San Vicente y Lanús.

 

Emvial

 

Ante la Corte provincial, la comuna de Pilar defendió la aplicación de la tasa sobre los combustibles, sostuvo que su previsión y cobro es el resultado del ejercicio municipal de facultades propias y puntualizó que los caminos “sufren un deterioro con el transcurso del tiempo y su uso, exigiendo labores de mantenimiento cuya cobertura no puede alcanzarse solo con los fondos recibidos del Estado nacional o provincial”. La denuncia había sido presentada por Matías Yofe, titular de la Coalición Cívica de Pilar. En su respuesta, la intendencia sostuvo que Yofe “utiliza este tipo de demandas para posicionarse en el ámbito político como opositor al gobierno local, con el solo fin de realizar publicaciones en los medios de comunicación y redes sociales”.

 

 

Tras recibir como un golpe la noticia que también se suspenden a partir de este año los viajes de egresados gratuitos (coordinados por el gobierno bonaerense) a Mar del Plata, sectores turísticos locales aguardan con expectativas los dos fines de semana largos que vienen, los cuales, afirman, se convertirán en un termómetro de lo que puede llegar a pasar en ese rubro hasta la temporada estival. Concretamente este mes hay dos fines de semana largos: el lunes 17 es feriado al igual que el jueves 20 y el viernes 21. En el medio, solo el martes y el miércoles serán laborables. De esta manera, se generarán consecutivamente los últimos fines de semana largos del primer semestre del año antes de las vacaciones de invierno en julio. “El segundo fin de semana será más largo y más fuerte ya que el lunes 17 cae pegado al Día del Padre”, reconocen, aunque también admiten que muchos se tomarán directamente una semana en Mar del Plata, especialmente aquellos que cuentan aquí con propiedades.

 

 

El clima, claro está, jugará un rol clave. De todos modos, desde el Colegio de Martilleros reconocen que habrá un turismo de cercanía y de gente de Buenos Aires. “La expectativa -señalaron- es buena no solo en materia de alquileres y ocupación sino también de gente que viene a invertir”. En tanto, desde el sector gastronómico también le ponen fichas a estos fines de semana. “Si bien las expectativas no son las mejores, la llegada de turistas podría significar un alivio temporario para nuestros trabajadores”, señalan. La suspensión de los viajes de egresados gratuitos anunciada por el gobierno provincial, tras aducir que la medida es consecuencia del fuerte recorte de fondos que sufre la Provincia por parte de la gestión de Milei -“Nación mantiene deudas directas por 1,27 billones con la Provincia”, se señaló desde La Plata- generó malestar en distintos sectores relacionados con el turismo, como gastronomía, hotelería, nocturnidad y esparcimiento.

 

 

“A este ritmo perderemos las minivacaciones que teníamos todos los años ya que a la suspensión de estos viajes se suma la reducción de lo que son los Juegos Evita. Y no sabemos qué va a pasar con los Bonaerenses que si bien por ahora están confirmados, tememos que sea con menor cantidad de participantes que en ediciones anteriores. Para la temporada baja eran todas acciones que beneficiaban a la economía local, sin hablar del Previaje que también sumaba a miles de visitantes. Un mal año para el sector turístico en este sentido”, coincidían en destacar, palabras más, palabras menos, distintos operadores locales.



Lo más visto hoy