4 de septiembre de 2018
Comentarios

En esta nota

Formación docente y narración: una mirada etnográfica sobre las prácticas

Carola Hermida, Marinela Pionetti y Claudia Segretin |Buenos Aires, Novedades Educativas, 2017.

.

por Ayelén Bayerque y Marianela Trovato

En el texto de Hermida, Pionetti y Segretin, la formación docente y sus prácticas están puestas en primer plano. Tal como sostienen en la presentación, esta publicación surge a partir del trabajo de las autoras en la cátedra “Didáctica especial y práctica docente” del profesorado en Letras de la Universidad Nacional de Mar del Plata. Formación docente y narración. Una mirada etnográfica sobre las prácticas, a lo largo de cinco capítulos, aborda el modo en que se han “narrativizado” las prácticas docentes de los alumnos de la materia y cuáles son los resultados de esa apuesta.

“Narrativizar” las prácticas implica haber tomado la decisión de dejar de lado el uso de planillas preformateadas o rúbricas a la hora de la planificación para reemplazarlas por diversos textos que propicien el relato. Así, los estudiantes narran qué sintieron al volver a la escuela, qué planean hacer dentro del aula, qué sucede efectivamente en ese espacio, etc.

En la introducción, desde diferentes aportes teóricos, se presenta el enfoque etnográfico como aquel que establece una relación profunda entre lenguaje, subjetividad y memoria. Por lo tanto, como plantean las autoras, la escritura permite revisar y enriquecer las prácticas mediante la reflexión.

Por otro lado, en las páginas del libro se despliegan otros dispositivos que apuntan a enriquecer las prácticas. Es el caso del foro virtual “Vuelta a la escuela” mediante el cual los estudiantes del profesorado cuentan y comparten con sus compañeros cuál fue el primer impacto al asistir a la institución en la que desarrollarán su proyecto. Esta herramienta tiende a ampliar los alcances del aula tradicional, permitiendo la circulación democrática de la palabra a través de las nuevas tecnologías.

En el final del libro encontramos un Anexo donde se presenta el caso de Juan Cruz, un estudiante del Profesorado en Letras, y la transcripción de sus producciones en el marco de la materia: proyecto de prácticas, guiones conjeturales, narrativas de observación de su tutora y su autoevaluación una vez finalizada su residencia. Esta exposición da cuenta de cómo se llevan a la práctica las propuestas que las autoras han realizado a lo largo del libro. Las narrativas del estudiante y su tutora permiten observar que, tal como se sostiene en el capítulo 2: “(…) estos materiales no solo son valiosos por lo que dicen, sino por cómo lo dicen y, especialmente, porque al construirse permiten la emergencia de algo nuevo” (31).

El libro escrito por Carola Hermida, Claudia Segretin y Marinela Pionetti es un material potente, ya que brinda un sólido marco teórico, ejemplos y propuestas concretas para una formación docente crítica.

Subir